Cómo escoger un teclado electrónico

En este post vamos a conocer las características que puede tener un teclado, para saber cuál deberemos escoger. En primer lugar, hemos dividido todos los teclados en tres categorías:

Teclados Básicos

En esta categoría podemos encontrar los teclados más económicos y más sencillos de utilizar. Son teclados que están preparados para tocar algunos temas, interpretar con ritmos y algunos incorporan funciones más avanzadas como sistemas de aprendizaje entre otros. Por tanto es un instrumento ideal para aquellos que no tienen claro si lo suyo es el teclado y quieren invertir poco. Así como también para niños pequeños que aún no se han decidido por su instrumento o no tienen muy claro si sumergirse en la música.

Teclados Avanzados

Aquí ya podemos encontrar una serie de teclados que podemos exprimir mucho más gracias a las funcionalidades que ofrece. Estos teclados suelen tener más registros en cuanto a tonos, ritmos, canciones,…,etc. Pero algunos suelen incluir alguna función avanzada como botones programables para cambiar de instrumento mientras ejecutamos nuestro tema, función de grabación, más capacidad de conectarlo al PC, equipos multimedia externos, etc. Es el instrumento para aquellos que ya han decidido aprender teclado o están aprendiendo, y quieren disfrutar de muchas de las ventajas que ofrecen estos.

Teclados Profesionales

Los teclados más avanzados ofrecen infinitas posibilidades para la interpretación y la composición musical. En esta serie se empieza a notar la calidad en todos los sentidos. Los ritmos y las voces se dotan un realismo muy admirable y las posibilidades que nos ofrecen son inagotables. Podemos descargarnos ritmos e introducirlos en nuestro teclado, almacenar ritmos personalizados en una memoria usb, modificar parámetros de sonido para darle personalidad a nuestros temas. Estos teclados son utilizados en la actualidad por compositores entre otros, ya que este tipo de instrumento le aporta una gran flexibilidad a la hora de componer sus obras. Por tanto es un instrumento recomendado para aquellos que han adquirido cierto nivel (no necesariamente profesional) u aquellos que han decidido aprender teclado y no quieren que su instrumento se les quede corto en poco tiempo.

Independientemente de la gama de teclados que escojamos, estas son algunos de los consejos que deberemos de tener en cuenta a la hora de escoger nuestro teclado:

Teclas

Sin duda la parte fundamental del teclado, pues las teclas tendrán una gran influencia sobre nosotros a la hora de tocar. No es lo mismo tocar en un teclado básico que en un teclado profesional, ya que en un teclado profesional tendrá una sensibilidad mayor y admitirá técnicas más complejas a la hora de desarrollar nuestras habilidades.

http://www.montestevens.com/wp-content/uploads/2012/03/20120302-_DSC4767-640x425.jpg

Teclas estilo piano.

En primer lugar hay que decir que la apariencia visual que presenten las teclas de un teclado, no es un valor que debamos tener en cuenta. Pues de qué nos serviría tener un teclado con unas teclas realmente agradables a la vista, cuando a la hora de tocar resulta que son unas teclas incómodas y ruidosas. Por tanto el consejo número uno, es no fijarse en la apariencia de las teclas, si no tocarlas para ver si son eficientes o si no tenemos la oportunidad de probarlas, al menos investigar cómo son las teclas a la hora de tocar. Hay determinados modelos que cuentan con teclas muy similares a las de un piano acústico, la realidad es que esas teclas no son nada cómodas en esos teclados, e incluso podemos llevarnos algún que otro arañazo en los dedos. Mientras que otros teclados presentan unas teclas menos atractivas de estilo órgano.

Y con esto no quiero decir que las teclas de estilo órgano sean mejor que las de estilo piano. Pues algunos les gustarán más unas teclas que otras (todo depende del uso). Pero insisto en que nos preocupemos más de la utilidad y el manejo de nuestras teclas antes que la apariencia que muestren por fuera.

http://spsmw.org/wp-content/uploads/2012/04/Church-organ-keys.jpg

Teclas estilo órgano.

Algo básico que deben de tener nuestras teclas, en la sensibilidad. Aunque la mayor parte de los teclados en el mercado cuentan con distintos niveles de sensibilidad, algunos teclados básicos siguen sin contar con ello. La sensibilidad es un factor muy importante a tener en cuenta a la hora de tocar en nuestro teclado. Pues según con la velocidad que toquemos el sonido será distinto, obteniendo sonidos agudos a respuestas lentas y sonidos graves a respuestas más veloces. Esto nos dará una gran libertad para interpretar nuestros temas y obtener unos sonidos similares a los que obtendríamos tocando un piano acústico, donde la sensibilidad es aún mayor (ya que es un sistema de cuerdas, no un sistema electrónico).

Acordes

Utilizando la función de acompañamiento en los ritmos de nuestro teclado, es capaz de reconocer una gran variedad de acordes mayores, menores, aumentados,…etc. Mostrándonos en su pantalla el nombre del acorde en el sistema de notación musical anglosajón, siempre que toquemos correctamente las notas del acorde correspondiente, o al menos la nota fundamental. Pero si bien sabemos un poco sobre acordes, conoceremos los acordes invertidos, que es la representación de un mismo acorde modificando el orden de las notas.

https://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/5/51/Notaci%C3%B3n_Latina_y_Anglosajona.png

Notación Latina y Anglosajona.

Una característica muy destacable en los teclados de 61 teclas, pues al contar con menos escalas, es muy útil usar los acordes invertidos en este tipo de teclados, ya que dejamos otras teclas libres que podemos utilizar. Por lo que deberíamos asegurarnos que nuestros teclados reconocen la mayor parte de los acordes invertidos en nuestro teclado.

Conectividad

Vivimos en la era digital, por lo que nuestro teclado debería estar dotado de ciertas conexiones para poder sacar el máximo partido a nuestro instrumento. Por lo que una conexión USB permitirá conectar nuestro teclado a un ordenador para utilizar programas de aprendizaje como Synthesia, o algunos programas de edición musical como LMMS entre otros.

Para mejorar el sonido de nuestro teclado, debería de contar con al menos una toma de OUTPUT, es decir, una salida de sonido que podremos utilizar con un conector Jack. En esta toma podremos conectar nuestros auriculares, altavoces u otros dispositivos de sonido para mejorar la calidad de sonido de nuestro teclado. Puesto que la mayor parte de los parte de los teclados (sobre todo los básicos), cuentan con altavoces de mala calidad que no podrán aprovechar toda la potencia de sonido del teclado.

También sería conveniente que el teclado contara con la toma externa SUSTAIN, con la que podemos conectar un pedal para poder alargar el sonido de nuestras notas sin necesidad de mantener las teclas pulsadas. Este pedal se corresponde al tercero de los tres pedales que podemos encontrar en un piano acústico.

La toma de AUX IN disponible en algunos teclados, permite conectar dispostivos de sonido como amplificadores o reproductores musicales. Esto nos da la opción de conectar nuestro reproductor de música portátil para tocar junto con nuestros artistas favoritos.

Usabilidad

Una vez más no debemos de fijarnos en la apariencia que tiene el teclado que vamos a comprar. Si el color no nos gusta, si la forma no nos encaja, etc, hay que dejar atrás estos tópicos y pensar que vamos a comprar un instrumento funcional, no un adorno para el salón. Por lo que es importante saber que es un teclado medianamente sencillo de utilizar, que distingue bien toda su funcionalidad mediante botones, colores o formas, y que la forma de interactuar con ellos sea rápida para que nos distraiga lo menos posible cuando tocamos.

http://data.yamaha.jp/sdb/product/image/others/medium/p/psr-f50/D811F4B4C3B8401C87EAA32AE5FB5520_12005.jpg

Interfaz del Yamaha PSR-F50.

Existen teclados cuyo funcionamiento es complejo debido a toda la funcionalidad que ofrece. En este caso es normal, pues son teclados de cierto nivel que requieren conocimientos para poder sacarle todo el provecho al instrumento. Pero ahora bien, la mayor parte de los teclados básicos y avanzados, ofrecen características comunes que no debería resultarnos muy difícil aprender a manejarlas. Un teclado bien diseñado puede mostrar toda su funcionalidad de un pequeño vistazo, distinguir el sentido de cada botón y sobre todo, no recurrir a combinaciones absurdas de pulsar dos o más botones para ejecutar funciones sencillas.

Sonido

Para valorar el sonido antes deberíamos preguntarnos dónde lo vamos a utilizar. Lo más normal es que lo utilicemos dentro de una habitación, por lo que no necesitaremos tener una gran potencia de sonido. Destacar que nuestro teclado cuente con una toma OUTPUT para poder conectarlo a unos auriculares y poder tocar a altas horas de la madrugada, o conectarlo a nuestro reproductor multimedia y mejorar la calidad de sonido de nuestro teclado.

Pero si vamos a tocar con una banda en un local, estudio, habitación, … y no tenemos recursos para conectarlo a un amplificador u otros dispositivos multimedia, deberemos asegurarnos que los altavoces del teclado tengan una buena potencia de sonido. Desgraciadamente esto sólo podemos encontrarlo en los teclados profesionales, que cuentan con altavoces de hasta 20W o 30W con los que podemos prescindir de conectarlo a un equipo de sonido auxiliar.

Otras características

A continuación citaremos algunas funcionalidades con las que puede contar nuestro teclado, aunque algo avanzadas. No obstante hablaremos un poco de ellas para tener una pequeña idea:

  • Polifonía: la polifonía viene expresada con un número que indica el número de sonidos que el número máximo de sonidos que puede reproducir el teclado. Estos números suelen ser de 32, 64, 128, …, por un momento podemos pensar que no disponemos de 100 dedos como para tocar al mismo tiempo, pero utilizando las características de un teclado como los ritmos, los efectos, tonos duales, sustain o reverberación, podemos llegar a unos niveles altos de polifonía.
  • Almacenamiento USB: algunos teclados profesionales o avanzados, cuentan con una toma USB estándar en la que podemos conectar una memoria USB para almacenar nuestras grabaciones, configuraciones o incluso intercambiar voces, ritmos y efectos.
  • Grabación de audio: una funcionalidad especialmente útil para grabar nuestros temas y exportarlos a diferentes formatos de sonido. Así el teclado se limitará a grabar el sonido interno, sin interferir otros sonidos que puedan estar produciéndose en nuestro entorno.

Conclusión

Estas son algunas de las características que me han parecido importantes a la hora de seleccionar nuestro teclado. Esto no significa que nuestro teclado deba contar con todos los elementos citados en la página, pues el teclado perfecto no existe. Además cada uno debe priorizar sus necesidades, si voy a tocar siempre con auriculares me dará igual la potencia de los altavoces. O si no quiero conectarlo al PC, entonces me dará igual que mi teclado cuente con una toma USB o no. Cada uno tiene su opinión y sus necesidades, esto simplemente es una breve introducción para saber diferenciar un teclado de otro por su funcionalidad y no por lo atractivo que pueda resultar ser.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *